¿Cómo se llama la estrella que cambia de color?

Las estrellas han fascinado a la humanidad desde tiempos inmemoriales. Inspiradoras y misteriosas, estas bolas de gas brillantes en el cielo nocturno despiertan nuestra curiosidad y nos hacen preguntarnos sobre su naturaleza y características. Una pregunta común que puede surgir es: ¿cómo se llama la estrella que cambia de color? En este artículo, exploraremos el fascinante fenómeno de las estrellas variables y responderemos a esta pregunta con detalle.

Índice
  1. Estrellas: más que solo puntos de luz en el cielo
  2. El ciclo de vida de una estrella y su influencia en su color
  3. Estrellas variables: una mirada más cercana al cambio de color
    1. Estrellas variables intrínsecas
    2. Estrellas variables eclipsantes
    3. Estrellas variables cataclísmicas
  4. ¿Cómo se llaman las estrellas que cambian de color?
  5. Ejemplos de estrellas variables cromáticas
  6. Conclusión
    1. Preguntas relacionadas
    2. 1. ¿Por qué las estrellas más calientes son de color azul o blanco y las más frías son de color rojo o naranja?
    3. 2. ¿Qué hace que una estrella se convierta en una estrella variable?

Estrellas: más que solo puntos de luz en el cielo

A simple vista, las estrellas parecen brillar constantemente con el mismo color. Sin embargo, esto no es del todo correcto. Las estrellas son objetos astronómicos complejos y diversas en términos de su composición, tamaño, edad y temperatura. Es precisamente esta temperatura la que determina el color de una estrella. Las estrellas más calientes tienden a tener un tono azul o blanco, mientras que las estrellas más frías tienen un color rojo o naranja.

El ciclo de vida de una estrella y su influencia en su color

Para comprender mejor por qué algunas estrellas cambian de color, es necesario entender el ciclo de vida de una estrella. Las estrellas nacen a partir de nubes de gas y polvo en una región de formación estelar. A medida que esta nube de gas se contrae y se comprime debido a la gravedad, la temperatura en su núcleo aumenta y comienza a emitir energía, dando lugar a una estrella joven.

Con el tiempo, las estrellas agotan su suministro de combustible y pasan a la siguiente etapa de su vida. Las estrellas más masivas experimentarán explosiones espectaculares conocidas como supernovas, mientras que las estrellas menos masivas se hincharán y se convertirán en gigantes rojas antes de perder sus capas exteriores y dejar atrás una enana blanca o una estrella de neutrones.

Esta evolución a través del tiempo afecta no solo la forma y el tamaño de las estrellas, sino también su temperatura y, por lo tanto, su color. A medida que una estrella se enfría y envejece, su color puede cambiar gradualmente de azul a blanco, amarillo, naranja y finalmente rojo.

Estrellas variables: una mirada más cercana al cambio de color

Además de las estrellas que experimentan cambios de color a lo largo de su ciclo de vida, existen estrellas que muestran variaciones periódicas en su brillo y color. Estas son conocidas como estrellas variables.

Las estrellas variables pueden experimentar cambios en su brillo debido a una variedad de factores, como pulsaciones internas, interacciones con compañeras estelares o la presencia de materiales que eclipsan parcialmente su luz. Dependiendo de la causa de la variabilidad, las estrellas variables se clasifican en diferentes tipos y subtipos.

Estrellas variables intrínsecas

Las estrellas variables intrínsecas son aquellas cuyas variaciones de brillo son causadas por cambios internos en su estructura física. Estos cambios pueden ser causados por pulsaciones en la estrella o por inestabilidades en su núcleo.

Un ejemplo común de una estrella variable intrínseca es la estrella Cefeo A, también conocida como Delta Cephei. Esta estrella pasa por un ciclo regular de expansión y contracción, lo que resulta en cambios periódicos en su brillo y color. A medida que Delta Cephei se expande, se enfría y su color se vuelve más rojo, mientras que cuando se contrae, se calienta y su color se vuelve más azul.

Estrellas variables eclipsantes

Las estrellas variables eclipsantes son aquellas que experimentan disminuciones regulares en su brillo debido a la interposición de una estrella compañera que bloquea parcial o completamente su luz.

Un ejemplo destacado de una estrella variable eclipsante es Algol, en la constelación de Perseo. Algol es un sistema binario compuesto por dos estrellas que orbitan entre sí. A medida que la estrella compañera pasa frente a la estrella primaria, bloquea su luz y causa una disminución en el brillo total del sistema. Esto resulta en cambios periódicos en el color aparente de Algol.

Estrellas variables cataclísmicas

Las estrellas variables cataclísmicas son estrellas que sufren episodios explosivos y dramáticos de actividad. Estos eventos pueden incluir explosiones de nova, en las que el material de una estrella enana blanca se acumula en su superficie y explode periódicamente, o erupciones de novatón, en las que el material es expulsado de la estrella en forma de chorros de gas brillante.

Un ejemplo conocido de una estrella variable cataclísmica es la estrella Mira, en la constelación de la Ballena. Mira es una estrella gigante roja que experimenta periódicamente explosiones de nova, lo que resulta en un aumento significativo en su brillo y, en consecuencia, en un cambio en su color aparente.

¿Cómo se llaman las estrellas que cambian de color?

Las estrellas que cambian de color se conocen como estrellas variables cromáticas. Este término se utiliza para describir a todas las estrellas variables que experimentan cambios periódicos en su color debido a variaciones en su temperatura y brillo.

Ejemplos de estrellas variables cromáticas

Un ejemplo bien conocido de una estrella variable cromática es Betelgeuse, una supergigante roja en la constelación de Orión. Betelgeuse es una de las estrellas más brillantes en el cielo nocturno, y su color varía de rojo a naranja a medida que pasa por variaciones en su brillo y temperatura.

Otro ejemplo fascinante es Antares, una supergigante roja en la constelación de Escorpión. Antares es una estrella variable muy brillante y su color varía desde un rojo intenso hasta un rojo anaranjado a medida que experimenta cambios de brillo y temperatura.

Conclusión

Las estrellas son objetos astronómicos fascinantes que no solo nos iluminan en la noche, sino que también nos proporcionan información valiosa sobre el universo. Las estrellas que cambian de color, ya sea a medida que evolucionan a lo largo de su ciclo de vida o debido a variaciones periódicas en su brillo y temperatura, son un claro ejemplo de la dinámica y la diversidad de las estrellas en el cosmos. Al comprender cómo y por qué las estrellas cambian de color, podemos profundizar nuestro conocimiento de estos objetos celestiales y apreciar aún más su belleza en el cielo nocturno.

Preguntas relacionadas

1. ¿Por qué las estrellas más calientes son de color azul o blanco y las más frías son de color rojo o naranja?

Las estrellas más calientes emiten más energía en forma de luz y calor, lo que las hace parecer más brillantes y de color azul o blanco. Por otro lado, las estrellas más frías emiten menos energía y tienden a tener longitudes de onda más largas, lo que da como resultado un color rojo o naranja.

2. ¿Qué hace que una estrella se convierta en una estrella variable?

Las estrellas variables pueden ser intrínsecas, eclipsantes o cataclísmicas. Los diferentes factores, como las pulsaciones internas, las interacciones con estrellas compañeras o las explosiones de energía, pueden hacer que una estrella experimente variaciones periódicas en su brillo y/o color.

  ¿Que brilla más Venus o Júpiter?
Subir
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad